Reseña: «Piel de cocodrilo»

Piel de cocodrilo
José Carlos Román (Autor), Paolo Domeniconi (Ilustrador) 
Ediciones La Fragatina

 

+4 años

Está anocheciendo y, mientras todos los animales van volviendo a sus madrigueras para descansar, para Lechuza y Luciérnaga está a punto de empezar el momento más emocionante del día.
Se dirigen hacia el río donde vive su amigo Cocodrilo, llevando un gran libro.

Cocodrilo, debido a su piel lisa, dorada y delicada sale solo de noche, cuando
los rayos del sol no pueden dañarla. Así que es de noche, cuando aprovecha para disfrutar de la lectura en compañía de sus amigos.

La vida de Cocodrilo sigue plácida y tranquila hasta el día en que Elefante, tras quedar impresionado por su piel tan brillante y hermosa, se lo cuenta al resto de la manada y la noticia se difunde rápidamente por toda la sábana.
De repente Cocodrilo se convierte en el centro de la atención y todos acuden a visitarlo.
Tras vencer la timidez inicial, empieza a sentirse orgulloso de despertar tanta admiración y envidia, así que decide salir del agua para disfrutar de la sensación que causa en los demás. Está tan encantado, se siente tan poderoso que no dirige ni una mirada a sus amigos Lechuza y Luciérnaga y no se da ni cuenta de que los rayos del sol son muy intensos…Esta historia está basada en una antigua leyenda africana que el autor ha tenido la habilidad de adaptar al público infantil, convirtiéndola en un relato fascinante y tierno. Una interpretación muy imaginativa y efectiva del por qué la piel de los cocodrilos es tan dura y oscura y del motivo de sus lágrimas…
Así, este álbum ilustrado no solo habla de las consecuencias que traen la vanidad y el orgullo, sino que representa un himno a la lealtad y amistad verdadera.
El protagonista, un cocodrilo tímido que se deja seducir por palabras de adulación, cree haber encontrado la felicidad y poder prescindir de sus amigos.
Pronto se dará cuenta de que los aduladores desaparecen con la misma rapidez con la cual aparecen, mientras los que quedan, pase lo que pase, son los amigos sinceros. A ellos no les importa nuestro aspecto físico, saben perdonar nuestros errores y se mantienen a nuestro lado en cualquier circunstancia.Las ilustraciones de Paolo Domeniconi son cálidas y muy realistas. Su sabia elección de la paleta de colores, en la cual predominan los amarillos, los verdes y los azules, le ha permitido transmitirnos todo el encanto de la sábana africana y sus habitantes. Si te gusta y quieres comprarlo online en una web de confianza, lo encuentras AQUÍ.

 

98 opiniones en “Reseña: «Piel de cocodrilo»”

Comentarios cerrados.